Si te gusta la naturaleza y la aventura, no puedes perderte la oportunidad de visitar el Monte Naranjo en Asturias, una de las cumbres más emblemáticas de la Cordillera Cantábrica. El Monte Naranjo, también conocido como Pico Urriellu, es una impresionante mole de roca caliza que se eleva a 2.519 metros de altura y que ofrece unas vistas más espectaculares de los Picos de Europa.

Monte Naranjo
Monte Naranjo (Pico Urriellu)

Desde nuestra residencia en Luarca, el occidente de Asturias, se tardan 2 horas por la autopista del Cantábrico en llegar hasta el pueblo de Arenas de Cabrales. Un pueblo que merece la pena recorrer sus calles empedradas, con un entorno natural único rodeados por montañas y verdes prados.

Monte Naranjo
Mirador de la Oración

Llegar al Monte Naranjo

Para llegar al Monte Naranjo, hay que tomar la carretera AS-264 desde Arenas de Cabrales hasta el pueblo de Sotres, donde se puede dejar el coche en un aparcamiento habilitado. Desde allí, hay que seguir un sendero señalizado que atraviesa el valle del Duje y que conduce hasta la Vega de Urriellu, una amplia pradera donde se encuentra el refugio de montaña del mismo nombre. El refugio es el punto de partida para ascender al Monte Naranjo por su cara sur, la más accesible y frecuentada.

Principales miradores

Su forma piramidal y su color anaranjado le dan un aspecto único y majestuoso, que se puede admirar desde diferentes puntos de la geografía asturiana. Algunos de los principales miradores al Monte Naranjo son:

Mirador del Fitu: situado en la carretera que une Colunga y Arriondas, ofrece una panorámica espectacular de los Picos de Europa, el mar Cantábrico y el Monte Naranjo. Es uno de los miradores más visitados y accesibles de la zona.

Mirador de Ordiales: ubicado en el Parque Nacional de los Picos de Europa, se accede desde el pueblo de Sotres, siguiendo una ruta de senderismo de unos 12 kilómetros. Desde este mirador se puede contemplar el Monte Naranjo y otras cimas como el Cornión, el Torrecerredo o el Peña Santa.

Visitar Covadonga, lagos y monasterio

Mirador del Pozo de la Oración: se encuentra en el concejo de Cabrales, cerca de la localidad de Poo. Es un lugar tranquilo y poco concurrido, desde donde se puede disfrutar de una vista privilegiada del Monte Naranjo y del valle del río Cares.

Mirador del Rey: se localiza en el concejo de Cangas de Onís, en la carretera que va hacia Covadonga. Desde este mirador se puede apreciar el Monte Naranjo y el Santuario de Covadonga, rodeados de un paisaje verde y frondoso.

Mirador del Naranjo de Bulnes: se sitúa en el concejo de Cabrales, en la aldea de Bulnes, a la que se puede llegar en funicular o a pie. Es el mirador más cercano al Monte Naranjo, que se alza imponente sobre el pueblo.

Mirador del Pico Urriellu: se encuentra en la pequeña aldea de Asiego, a muy pocos kms del pueblo de Carreña, que se encuentra en la carretera AS-114 con dirección a Arenas de Cabrales. La vista al Naranjo es desde más lejos, pero merece la pena la panorámica general del entorno así como visitar la aldea y su centro de interpretación.

Mirador de Oceño

Visitar el Mirador del Fitu

Monte Naranjo
Mirador del Pico Urriellu, desde Asiego

En nuestra opinión, el mejor de los miradores es el del Pozo de la Oración. Un acceso inmediato para dejar el coche y la mejor vista panorámica con el Naranjo al fondo y al frente un verde valle. Otro que también merece la pena es el que se encuentra en la aldea de Asiego, Mirador del Pico Urriellu.

Saliendo de Arenas de Cabrales por la misma carretera (AS-114), se cruza por un bonito desfiladero. En una desviación al pueblo de Oceño, existen dos miradores más, ambos accesibles en coche. En particular el Mirador de Oceño, este no es un mirador al Monte Naranjo, pero sí que merece la pena su visita para ver el desfiladero desde lo alto, con el río Cares cruzando la parte inferior.



Ruta por los faros de la costa de Asturias

Existen otros muchos miradores, pero no todos son accesibles directamente en coche. Son miradores que requieren hacer rutas de senderismo, algunas de cierta intensidad, lo que implica dedicar prácticamente una jornada entera para llegar a ese mirador. Nuestra idea era dejar los mejores miradores de una manera rápida y accesible en coche.

Las vistas desde la cima del Monte Naranjo es inigualable. Desde allí se puede contemplar un panorama de 360 grados que abarca los principales macizos de los Picos de Europa. Como el Cornión, el Central y el Oriental, así como los valles y las poblaciones que los rodean. El contraste entre el verde de los prados y el gris de las rocas crea una estampa única que merece la pena admirar.

Rafael y María

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *