El Faro de Calaburras, o de Calamoral, es el más importante de la provincia de Málaga por estar situado en la punta más saliente de su costa, y es el que busca toda la navegación que viene del Mediterráneo para embocar el estrecho de Gibraltar.

Faro de Calaburras
Faro de Calaburras

Iluminado en 1863, constaba de una óptica giratoria y daba la apariencia de luz fija blanca variada por destellos del mismo color que se repetían cada 3′ y tenía un alcance de 16 millas. Estaba provisto de una lámpara moderadora que se alimentó sucesivamente con aceite de oliva, parafina y petróleo.

«Luces del Sur» ruta por la costa de Andalucía

Faro de Calaburras

Ficha Técnica Faro de Calaburras


Con la misma instalación que tenía, ya muy desgastada por el uso, en 1916 entró en servicio un sistema de incandescencia por vapor de petróleo. En 1917 se le fijaron una nueva apariencia de destellos equidistantes y un alcance de 28 millas, imposible de alcanzar con la torre existente, en estado semi-ruinoso.

Las obras de la nueva torre concluyeron en 1928. A modo de prueba, se instalaron las primeras linterna y óptica aeromarítimas de la península, dada la circunstancia de que los aviones de la línea Toulouse-Casablanca pasaban por las proximidades del faro, y también con mucha frecuencia, los aviones militares que iban de la base de Tablada a la zona de Melilla y de Alhucemas. Daba destellos cada 5» y tenía un alcance de 31 millas para la navegación marítima y 14 para la aérea. Empezó a funcionar en 1929 y se electrificó en 1949.

Como tantos otros faros, el Faro de Calaburras ha quedado en medio de una población. En su construcción se encontraba en una zona despoblada y apartada. Con el paso del tiempo, y el incipiente aumento de zonas turísticas por toda la costa española, ha provocado que muchos faros se hayan integrado, incluso disimulado, en el entorno urbano de la zona.

Torres Vigía del litoral andaluz

Torre de la Sal, Casares

Las torres de vigilancia costera son una serie de torres vigía construidas en el siglo XVI en las costas mediterráneas de España para defenderlas de los ataques de los piratas berberiscos.
Se sitúan principalmente en las provincias de Almería, Granada y Málaga, así como en la vertiente atlántica, provincias de Cádiz y Huelva.

Algunas de ellas tienen su origen en construcciones anteriores, especialmente nazaríes. La Torre de la Sal es un ejemplo de estas edificaciones, concretamente esta esta ubicada en el pueblo de Casares.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.